4.5 K vistas
July 17th at 6:25am

Propaganda Política China en YouTube

Hola humano,

Bienvenido a un corto documental de MarginalMedia

 

Como creador de vídeos en YouTube no me gustaría estar en el lugar de este hombre. Se llama /sherikchán bilásh/. Tiene un canal aquí en YouTube llamado ATAJURT KAZAKH HUMAN RIGHTS Serikzhan Bilash. Atajurt hace referencia a un grupo social llamado Ata-Jurt Eriktileri (o “Voluntarios de la Patria”), que es un grupo que él ha fundado y dirige, y aboga por lo que dice el resto del nombre del canal, los derecho humanos de los kazajos, que a si se llama a los ciudadanos de la Republica de Kazajistán, país colindante con la región china de Xinjiang.

 

La labor principal de este hombre y su organización es abogar por la liberación de los kazajos retenidos por el gobierno chino en los centros de detención en la región de Xinjiang y apoyar activamente a los familiares de los detenidos en estos centros. Él nació en Xinjiang; lleva llamando la atención sobre abusos de derechos humanos en esta región desde 2017 y aunque su grupo es reconocido por organizaciones internacionales como Human Rights Watch, en casa, las autoridades kazajas, cuyo gobierno está fuertemente influenciado por las autoridades chinas, le llevan haciendo la vida imposible desde que inició su labor de activista. Ha sido amenazado, detenido repetidamente y aquí en YouTube, el pasado 15 de junio, los administradores de este sitio, le cerraron el canal. 

 

/Sherikchán/ llevaba desde abril pegándose con Youtube para que le autorizasen vídeos que no paraban de bloquearle o retirarle. Al final, lo de siempre, “canal eliminado”. La razón por la que el canal fue restaurado tres días más tarde, es porque la prestigiosa agencia de noticias Reuters fue a pedir explicaciones a Google, si no este hombre se hubiese quedado sin el único medio que tenía para denunciar la situación de abuso de los kazajos en China y muchas de las voces de estos familiares de personas desaparecidas que están viendo, se hubiesen quedado sin ser escuchadas.

 

YouTube respondió a Reuters que había cerrado el canal tras penalizarle repetidamente por videos que contenían personas sosteniendo tarjetas de identificación para demostrar que estaban relacionados con los desaparecidos, violando una política de YouTube que prohíbe que aparezca información de identificación personal en el contenido de los vídeos. O sea, estos denunciantes, voluntariamente se identifican para probar la autenticidad de sus pedidos y YouTube considera que están violando las reglas de la plataforma. Imagine, usted mismo. Un familiar suyo desaparece, meses después usted hace un vídeo pidiendo ayuda por si alguien sabe de él, y YouTube le borra el vídeo por rebelar datos personales.

 

Los kazajos denunciando la desaparición de sus familiares en la región de Xinjiang no están haciendo propaganda alguna. Sus reclamaciones son genuinas. Al mismo tiempo, en lo que llevamos de año, YouTube se ha llenado de impostores que no hacen más que repetir como loros la propaganda del gobierno chino, y YouTube no ha estado haciendo nada para remediarlo porque no viola norma de la comunidad alguna.

 

Este vídeo va sobre eso, sobre la descarada propaganda china que ha surgido este año y pretende mostrarnos Xinjiang como un paraíso.

 

Acabando con esta larga introducción sobre Serikzhan Bilash, decir que aunque él ha recuperado su canal, YouTube le pone condiciones para ocultar todos esos datos personales que los denunciantes muestran (y que yo estoy ocultando). Serikzhan se resiste a hacerlo preocupado de que eso haría a los vídeos menos creíbles. Cansado de las zancadillas y problemas en YouTube y temiendo perder todo, él ya ha comenzado a mover los casi 11.000 vídeos de su canal a Odysee, un sitio web construido sobre un protocolo de cadenas de bloques que da mayor control a sus creadores. Los vídeos se verán menos

 

 

Propaganda Política China en Redes Sociales

 

La situación de los uigures y otros grupos étnicos en Xinjiang es de sobra conocida y está perfectamente documentada. (O tan documentada como puede estar considerando que el gobierno chino tiene prohibido el acceso a la región a la prensa extranjera) Nosotros ya presentamos un vídeo sobre esta situación hace año y medio. Existen al menos un millón de personas encarceladas en centros de reeducación. Existen torturas, violaciones…  Hay comunidades por todo el mundo denunciando el encarcelamiento o la desaparición de sus familiares, y China diciendo que nada de esto es verdad, que en Xinjiang se vive muy bien.

 

Donde yo resido,en Australia, el embajador chino organizó una rueda de prensa hace dos meses con el propósito de “ayudar a los periodistas a entender mejor la situación en Xinjiang” y la sesión consistió en dos horas de infumable propaganda sobre la maravillosa Xinjiang. Propaganda rancia, infantil, producida con la misma mentalidad de hace 30 o 40 años. Propaganda que huele a propaganda.

 

En Youtube la propaganda china se ha disparado desde comienzos de este año. Exactamente desde después que Mike Pompeo el Secretario de Estado de la administración Trump, el 19 de enero, en su último día en el poder, declarase que el gobierno chino estaba cometiendo genocidio contra los uigures y otras minorías étnicas.

 

Como reacción a sus comentarios comenzaron a aparecer vídeos en una plataforma del periódico oficial del partido comunista chino llamada “Pomegranate Cloud” (Pomegranate significa granada. El nombre de la aplicación es una referencia a un eslogan de propaganda que pide a las personas de todos los grupos étnicos de China que estén tan unidas como las semillas de una granada.) De Pomegranate Cloud los vídeos se esparcieron a otras plataformas chinas y más tarde a Twitter y Youtube.

 

Que estos vídeos son propaganda del gobierno chino lo prueba una investigación llevada a cabo por el New York Times que entre el 23 de febrero y el 31 de mayo descargó más de 5000 vídeos de las tres plataformas mencionadas: Pomegranate Cloud, Twitter y YouTube.

 

Los vídeos tienen una estructura definida. Son vlogs de gente que, aparentemente, reaccionan de una manera espontánea a las declaraciones del secretario de estado norteamericano sobre su región. Lo que dicen tiene claras pautas marcadas. Se repiten, especialmente diciendo que viven muy, muy, muy libres. Lo que ya suelta un tufillo a: “dime de qué presumes y te diré de qué careces” ¿Porque cuánta gente conoce usted que viva libre y se dedique a hacer vídeos diciendo que vive muy, muy en libertad?

 

Los vídeos, que se encuentran en chino o uigur con subtítulos en inglés, siguen el mismo guión básico. El diálogo contiene frases y estructuras sorprendentemente similares, a menudo idénticas. El sujeto se presenta y luego explica cómo su propia vida feliz y próspera significa que no podría haber políticas represivas en Xinjiang. 

 

En la presentación muchos dicen que son “Nacidos y criados” en Xinjiang.

 

Luego hacen referencia a que en el internet han visto a un tal Pompeo comentando sobre sobre abusos de derechos humanos en su región

 

Y se dirigen a él diciendo “que estas diciendo tonterías”. Cientos de vídeos dicen esta frase o alguna pequeña variación de esta frase (Shiánshíshai huso badó) Hasta yo me la he aprendido ya. Para aprender chino lo vídeos de propaganda si valen, repiten más que el yogurt de chorizo.

 

En otra señal de coordinación del gobierno, el lenguaje de los videos se hace eco de las denuncias escritas contra el Sr. Pompeo que las agencias estatales chinas emitían al mismo tiempo.

 

Para la mayoría de la población china esta publicidad, aunque rudimentaria, es efectiva. Para muchos chinos estos vídeos puede que sean su único vistazo a Xinjiang, una remota región más cercana a Kabul que a Beijing. Pero nosotros tenemos sitios como YouTube y Twitter (prohibidos en China, pero que las autoridades no tienen inconveniente en usar para esparcir su propaganda por occidente); sitios que promueven la transparencia etiquetando las cuentas y las publicaciones asociadas con los gobiernos. Los videos de Xinjiang, sin embargo, no tienen tales etiquetas. 

 

Es difícil mostrarles como esta propaganda se ha desarrollado en Twitter porque Twitter sí identificó a más de 300 cuentas distribuyendo este material y la cerró. Llegamos tarde. Las cuentas publicaban mensajes que eran idénticos pero con una cadena aleatoria de caracteres al final, o cuatro letras romanas, o cinco caracteres chinos o tres símbolos como signos de porcentaje o paréntesis, para intentar no ser identificados como spam. El texto de varios de los tweets también contenía rastros de código de computadora, lo que indica que habían sido publicados por bots.

 

 

YouTube también ha comenzado a cerrar algunos canales de esta propaganda después de eta investigación del New York Times que les estamos contando, pero la propaganda del gobierno chino no acabó con las declaraciones contra Mike Pompeo. Probable que ustedes hayan oido también de las acusaciones de que el gobierno está usando a los detenidos en trabajos forzados. Bueno pues también hay vídeos como éste en el que esta mujer dice que a ella no la fuerzan a trabajar y seguidamente se vuelve, pregunta en alto al resto de trabajadores si alguien les está forzando a trabajar y todos responden al unísono que no.

 

La distribución de éste vídeo sigue la pauta ya establecida. Primero apareció en un medio controlado por el estado. Seguidamente en Twitter y Youtube con media hora de diferencia, ya con subtítulos en inglés. Y luego fue distribuido por cientos de cuentas trols y representantes del Ministerio de Relaciones exteriores

 

Cuando en marzo H&M anunciaba que no compraría más algodón de la región de Xinjiang, sumándose a la denuncia de otras marcas internacionales de ropa y calzado que habían expresado su preocupación por posibles abusos laborales en las industrias de algodón y textiles de Xinjiang, la propaganda contra la compañía se intensificó. Cientos de videos surgieron siguiendo el mismo formato y los mismos canales de distribución que los vídeos contra Pompeo

 

En este vídeo la mamá le pregunta a su hijo es ¿H&M buena o mala? Mala contesta el niño. Esta campaña de propaganda, aún se está desarrollando. Cuando la investigación del New York Times ha sido publicada a finales de junio, ellos llevaban contados más de 800 vídeos similares.

 

Hay una parte más siniestra de toda esta propaganda, dirigida a dañar directamente a los activistas en el exilio. Esta mujer uigur de 74 años vive exiliada en Estados Unidos desde 2005 denunciando la situación de los suyos. El gobierno chino la acusa de ser cómplice de terrorismo. Ella no ve a sus nietas desde que eran bebes. O no las veía. Porque ahora aquí están, diciéndole a ella que no se deje engañar por los extranjeros malos

 

 

Toda esta propaganda que a nosotros puede parecernos ingenua y afectarnos poco o nada, es diferente para los chinos. Con un internet controlado por el gobierno, estos videos repetitivos y machacones, funcionan. Propaganda del siglo pasado decíamos; bueno pues esto va a cambiar a peor en cuanto el gobierno chino comience a echar mano de la tecnología ya disponible de la deepfake. Estos ejemplos que ven correspondientes a la elección estadounidense del año pasado ya parecen tan reales que incluso cadenas de televisión estadounidenses se negaron a emitirlos. Imaginen al presidente estadounidense anunciando esto: Como los norcoreanos lo creyesen, ¿se iban a quedar de brazos cruzados sin atacar de inmediato a Corea del Sur?.

 

En fin, tema para otro corto documental. Por hoy nos quedamos aquí, reflexionando en que caso que ya no tuviésemos suficientes problemas tratando de discernir que es cierto o falso de lo que leemos, pronto ya no podremos confiar ni en lo que vemos ni en lo que oímos ¿En qué vamos a creer entonces?

 

Hasta la próxima,

 

La Paz

 

MOSTRAR MÁS
MOSTRAR MENOS
Categoría: Actualidad
 china china aniversario china 100 años propaganda china gobiernos chino The New York Times videos chinos videos de propaganda china YouTube Twitter Pomegranade Pomegranade Cloud ATAJURT KAZAKH HUMAN RIGHTS Serikzhan Bilash Serikzhan Bilash Xinjiang Mike Pompeo Nike H&M cotton kazajos uigures kazajistan derechos humanos deepfake propaganda politica propaganda politica china
Listas recomendadas!
A continuación: