Mi Opinión Sobre Greta Thunberg.

Mi Opinión Sobre Greta Thunberg.

Antes de comenzar con este artículo, me gustaría dejar por sentado que esta es mi opinión personal en base a lo que he investigado respecto a Greta Thunberg. Las opiniones son y siempre serán la expresión de tu forma de ver y pensar respecto a un tema en específico. Por tanto, puedes compartirla como no, puede que te guste como puede que no y por ser un artículo de opinión, espero que me dejes la tuya de manera respetuosa.


¿Por qué Greta Thunberg?

Recientemente escribí un artículo en el cual desarrollaba una síntesis respecto al origen de esta adolescente y su carrera medioambientalista hasta la fecha, como un previo a lo que ya venía ideando que sería una opinión “concreta” sobre ella, y para que quien quisiera conocerla de una forma objetiva y resumida pudiese hacerlo. ¿Por qué coloco ‘concreta’ entre comillas? Porque las opiniones son como la materia, incluso en su estado más sólido, es capaz de cambiar y moldear su forma.

A mi parecer, a mis (no tan escasos) 27 años de edad, me parece excelente e impresionante el ver cómo una niña de 16 años de edad se ha documentado sobre el cambio climático mejor que yo e incluso mejor que muchos adultos de generaciones previas a la mía.

El alcance que ha tenido Thunberg con su discurso sobre el calentamiento global es algo digno de admirar, ya que ha tenido el reconocimiento mundial y la atención que durante años ONG multinacionales como Greenpeace no han logrado cultivar.

Sí, todos (o la mayoría) conocemos a Greenpeace  (incluso yo a los 9 años soñé con formar parte de ellos) y su lucha por la protección del mundo y el medio ambiente y que el ser humano disminuya su huella negativa durante su paso por el planeta. Pero a mi parecer, en la actualidad la influencia que ha tenido Thunberg ha sido exponencialmente mayor de la que podría alardear cualquiera de las organizaciones ya existentes.

Ojo, no es mi intención desprestigiar ni minimizar el trabajo de uno por enaltecer el de otro, ya que todos colocamos nuestro granito de arena en la protección de este, el planeta Tierra. El cual hasta la fecha es el único planeta que conocemos donde podemos vivir y que de perderlo, estaríamos condenados a la total extinción.


La contra.

He elegido titular esta sección así para hacer mención a las opiniones de personas, gobiernos y organizaciones que se dedican a criticar, menospreciar e intentar desprestigiar la imagen que se ha labrado Thunberg actualmente.

Entre todas las opiniones que he podido leer, he visto que se le critican muchas cosas (suponiendo que sean motivos de crítica), entre ellas:

  • Que es autista. ¿Y esto hace menos importante su lucha?
  • Que sus padres le permiten hacer esto en vez de ir a la escuela. Bien, esto sí es discutible según mi punto de vista, porque aunque Thunberg diga que no vale ir a la escuela a aprender y prepararse para un futuro que probablemente no tenga. El hecho de que un niño falle a su educación (Sin importar la polémica respecto a la educación moderna, eso es harina de otro costal) me parece irresponsable de parte del individuo y de sus padres.
  • Es un intento de su madre por recuperar fama. ¿sabías que la decisión de la madre de no viajar más en avión ha perjudicado por completo su carrera artística?
  • Todo es un espectáculo mediático. Esta es una opinión compleja a mi parecer porque ¿A qué definimos como ‘espectáculo mediático’ en este caso? ¿Qué la niña solo quiere ser famosa? De pensar así, no hemos prestado atención a lo que defiende, cosa que  hace con bases argumentales sólidas y científicas.
  • El calentamiento global no existe. Bueno, cada quién es libre de creer en lo que desee, actualmente hay gente que cree que la tierra es plana y tiene sus motivos, los cuales no comparto pero tampoco intento cambiarles su perspectiva. Vive y deja vivir, pero el negarse a ver la realidad demostrable y cuantificada del cambio climático en los últimos 20 años es algo totalmente irracional e irresponsable.
  • Es descendiente del premio Nobel Svante August Arrhenius. Honestamente no entiendo qué podría tener esto de malo. Me parece excelente que ella siga los pasos de su abuelo, quién fue la primera persona en predecir y calcular los efectos negativos que tendrían los combustibles fósiles sobre la atmósfera terrestre y la vida en general.
  • Es una niña de familia influyente y por esto ha tenido el lobby que posee actualmente. De ser esto cierto. Imagina que las personas más poderosas del mundo, mencionemos por ejemplo a Bill Gates. Decidieran no hacer absolutamente nada por el bien del planeta, de la humanidad y de la vida en general ¿En qué otra cosa ocuparían ese poder que ostentan? Si tú tuvieras la oportunidad de que el mundo escuchase tu mensaje, ése que consideras que podría cambiar la realidad para bien ¿La utilizarías?

El Pro.

Una vez más voy a resaltar el hecho de que una persona de apenas 16 años parezca preocuparse más por cómo los humanos estamos destruyendo paulatinamente el planeta, que muchos de los representantes mundiales, es algo que nos debería hacer reflexionar sobre ¿Qué estamos haciendo bien? Y ¿Qué estamos haciendo mal?

Que alguien que apenas empieza a vivir tiene que postrarse ante el mundo y exigirnos que reconsideremos nuestra postura respecto al cambio climático, debería ser el punto inicio de una reflexión profunda sobre la realidad en la que vivimos.

Bien o mal, independientemente de cómo veas tú este tema, cómo lo procesas y sea cual sea tu opinión sobre Thunberg y su lucha. Tienes que reconocer que ha servido de inspiración para su generación y para muchas otras personas de diferentes edades y nacionalidades para que tomemos consciencia y acción sobre el calentamiento global, y de exigirles a los mayores responsables de esto, que tomen medidas conscientes y efectivas para minimizar el daño que están haciendo con sus políticas medioambientales retrógradas e inefectivas.


En conclusión.

El origen real del por qué me tomé el tiempo de escribir este nuevo artículo, es porque comencé siendo un escéptico y detractor de quién era Greta Thunberg y qué representaba.

En un principio me preguntaba (quizá igual que tú) ¿Quién es esta niña? Y sin si quiera averiguar de qué país venía ni qué mensaje quería transmitir, me dediqué a cuestionar sus motivos y juzgar el que estuviese en una convención en la ONU, cuando debería estar en la escuela.

Y no, mi intención no es presentar a un nuevo mesías ni mucho menos. Mi intención es la de demostrar que basta con quitarnos los lentes del prejuicio y escuchar cuando la gente nos está hablando, sin pensar en su edad, sexo u origen. En vez de pensar en lo que para nosotros es la verdad absoluta, simplemente prestar atención a lo que dicen sus palabras.

Hace unos días tuvo su más reciente aparición en público en la ONU, momento en el que pronuncia algunas de sus frases con más resonancia a nivel mundial, entre ellas me llamó mucho la atención la que decía “me han robado mi infancia”. Esta frase me causó un ruido increíble y de inmediato mi reacción fue el cuestionar ¿en qué se basaba para decir esta afirmación?

Cuando escucho “me han robado mi infancia”, me doy a la tarea de investigar la infancia de la adolescente y no puedo decir (según la información pública disponible) que esta afirmación sea justificada, ya que esto yo pudiera aceptarlo de un niño somalí, un niño de Yemen, quizá uno de los niños que en china a sus 8 años de edad trabajan ensamblando IPads o hasta los niños de mi país (Venezuela) que encuentras en las calles vendiendo dulces, pidiendo dinero, robando o hasta recogiendo de la basura algo que comer.

Sí, lo critiqué duramente y lo sostengo. Sin embargo, uno de mis primos más cercanos, con sus 18 años de edad me hizo cuestionarme si realmente estaba juzgando el mensaje que daba Greta Thunberg al mundo o mi posición se centraba en mi propia sensibilidad y percepción de la verdad.

Me pareció que su respuesta fue objetiva y tan duramente directa que me hizo cambiar por completo mi forma de ver la situación y por ello me dediqué a documentarme a profundidad al respecto.

Entonces, mi opinión final e invitación a ti que llegaste hasta acá. Es que sí, todos tenemos derecho a labrarnos una opinión sobre Greta Thunberg, pero antes de juzgar lo que nos parece incorrecto, deberíamos sentarnos a escuchar y prestar atención generosamente a la persona, a lo que dice y lo que representa.

La justicia se basa en el balance de las cosas, y nuestras opiniones siempre deben ser justas. Felicitar y enaltecer lo bueno y también criticar y cambiar lo malo. Pero esto no es posible, si en vez de estudiar, sólo nos decantamos a nuestra percepción y no a la razón y los hechos.

Muchas gracias por leer.

-DARH

 Opinión  GretaThunberg  Debate  Activismo  MarginalTV  DARH
 30/09/2019

Artículos que podrían interesarte 🔥